dijous, 19 de juny de 2014

NOTA DE PRENSA SOBRE LA DENEGACIÓN DE LA TERCERA UNIDAD DE BACHILLER


EDUCACIÓN DENIEGA AL IES No 3 EL TERCER GRUPO DE BACHILLERATO

Desde el AMPA IES no 3 queremos expresar nuestro malestar por la decisión adoptada por la Consellería de Educación y de quién está al frente de esta administración, la Consellera María José Catalá, por la denegación al IES no 3 del tercer grupo de Bachiller a pesar de que el número de solicitudes como centro de primera opción, justificaría sobradamente la concesión de ese tercer grupo.
Esto comporta un grave perjuicio a todos los alumnos prematriculados en el Centro para el año 2014-2015. Esto es especialmente injusto para los alumnos que vienen cursando toda la ESO en este centro, que han sufrido durante tres años las carencias en infraestructuras de los barracones , que durante años han estado reclamando y luchando por un edificio en condiciones y por tener el bachillerato. Ahora que por fin lo tenemos tienen que dejar el centro si tienen alguna asignatura suspendida, por falta de oferta de plazas en el mismo.
A la vista está que esta decisión supone otro recorte y más trabas a la educación de nuestros hijos. Es lamentable que un edificio de este calibre donde la inversión económica ha sido tan importante, y el esfuerzo de todos los que estamos luchando por una educación pública, real y efectiva, sea infrautilizada y se obligue con esta decisión a que estos alumnos se deriven a otros centros sin pensar en las consecuencias. Las familias no tienen opción de decidir y elegir donde enviar a sus hijos y se coarta su libertad para matricular a sus hijos y escoger cualquier centro de enseñanza.
Es decepcionante también a su vez que no se respete el programa PEV de enseñanza en valenciano, ya que las dos unidades de Bachillerato con las que se dota son en PIP, máxime cuando uno de los colegios asignados al IES3 es únicamente en línea en valenciano.
Los derechos y libertades se ve así restringidos y manipulados. Recordar la importancia de la educación, más si cabe, analizando la crisis que nos envuelve. Solo cabe esperar que se rectifique esta decisión y se protejan los intereses de los alumnos.